La Isleta

En la provincia de Almería, dentro del Parque Natural de Cabo de Gata (Níjar), muy cerca de Los Escullos, se encuentra este pequeño pueblecito pesquero. Uno de los pocos lugares de la costa española en los que la construcción ha respetado el encanto de la zona. Los edificios de nueva construcción, entre los que se encuentra nuestro apartamento, armonizan con el entorno.

A los alrededores hay lugares de gran belleza y valor como las playas de sus alrededores y las calderas volcánicas de la sierra de Cabo de Gata.

La población recibe su nombre una pequeña isleta situada a pocos metros de la playa, junto a un enorme peñón, que en la antigüedad era frecuentado por Árabes y feroces piratas en busca de tesoros. El nombre se cree que proviene del caudillo berberisco Mohamed Arráez. La palabra árabe "ar-rais" significa "patrón de barco" y en el siglo XVIII aparecía escrita como "jarraez", llegando a nosotros como topónimo del lugar. En dirección norte de esta localidad se encuentra el mirador de la amatista en un alto acantilado.

En esta barriada y alrededores se han rodado escenas de películas como "El pájaro de la felicidad" y "Un día sin fín", así como el cortometraje "Sea-mail" de Víctor Erice. También en la serie española "bis a bis" aparecieron La Isleta y su playa.

El pueblo ha mantenido su apariencia de aldea de pescadores y ha sabido crecer acorde con su entorno. Aunque la pesca es ahora una actividad minoritaria, sustituida por otras más orientadas al turista, como el buceo y la restauración, las pequeñas casas blancas y las gentes del lugar hacen que el viajero sienta la paz y el descanso que tanto busca, en su huida de la jungla que es la gran ciudad.

Carousel imageCarousel imageCarousel imageCarousel imageCarousel imageCarousel imageCarousel imageCarousel image

La Playa del Peñón Blanco es la más grande de La Isleta, tiene unos 400 m. de longitud y está formada por arena fina, de gran calidad. Recibe el nombre de una roca de color blanco que se sitúa en medio de la arena y que algunos bañistas aprovechan para resguardarse del sol. Una tradición marinera conocida cuenta que desde el peñón las mujeres despedían a sus maridos que se iban a la mar.

Para llegar dejaremos estacionado el coche en la explanada situada a la izquierda de la carretera, antes de llegar al pueblo, y bajamos unos metros hasta la orilla. Si accedemos desde el pueblo nos encontramos con una singular escalera rodeada de vegetación desde la que disfrutamos de una vista preciosa de la playa. La calidad ambiental de este litoral adquiere notables calificaciones, con aguas de extraordinaria transparencia y arenas finas ydelicadas.

Normalmente el nivel de ocupación es bajo, especialmente a primera y última hora del día, cuando se puede disfrutar de la playa casi desértica.

Al encontrarse junto al pueblo tenemos toda clase de servicios como son restaurantes, alojamientos, bares e información turística.

Es recomendable si visitamos esta playa que nos paremos a degustar en alguno de los restaurantes o bares la excelente variedad de pescado fresco que ofrece este pueblo de pescadores. Los servicios se complementan con recogida de basuras y la vigilancia que realiza la dotación de la Cruz Roja que recorre la costa de forma permanente.

Carousel imageCarousel imageCarousel imageCarousel imageCarousel imageCarousel image